fbpx

Las plantas, además de ser un elemento decorativo en el hogar, purifican el aire. En cualquier lugar o rincón siempre es reconfortante encontrar algún vegetal vivo. La cocina no iba a ser menos que cualquier otra estancia de la casa. Hacen que tu hogar sea más saludable. ¿Sabías que las plantas eliminan las toxinas del aire y el CO2 que se generan en la cocina? Pues sí. Al ser una de los lugares de la casa más visitados y donde más tiempo se pasa, la cocina se convierte en un espacio con grandes cantidades de CO2 e impurezas ambientales de desechos. ¿Cómo acertar al colocar plantas en la cocina? Nuestros expertos en interiorismo y diseño de cocinas a medida en Madrid nos dan unas claves e ideas.

Plantas perfectas para decorar la cocina y sanear el ambiente

Por pequeña que sea, o por poco iluminada que esté, siempre hay en ella algún lugar donde colocar una pequeña maceta; y si tu cocina es espaciosa y con gran cantidad de luz puedes incluir hasta un mueble macetero. Ya sea de una forma u otra, las plantas alegran y decoran tu cocina, absorben dióxido de carbono y liberan oxígeno en la fotosíntesis; también la conviertes en un espacio acogedor y con encanto. Son buenas razones para que coloques plantas en la cocina.

Te proponemos tipos de plantas, todas ellas muy comunes, que puedes meter en tu cocina para hacer tu estancia en ella más agradable.

Poto. Si cuentas con espacio en la cocina esta planta es bella, con grandes y verdes hojas. Es muy resistente, requiere de luz, y cuidar sus riegos, y es beneficiosa para contra restar la contaminación ambiental.

Cactus, crasas o suculentas. Aunque la mayoría de las múltiples variedades de crasas o suculentas no dan flores, si se alternan en un macetero dan un aspecto muy atractivo. Los cactus muestran hermosas flores, aunque duren pocos días.

En general, son plantas de hojas gruesas, donde retienen la mayor parte del agua que necesitan, muy resistentes a cualquier clima, y condiciones en donde reciban luz natural. Las más conocidas son el Aleo Vera, los Alfileres de Eva, la Aptenia con diminutas flores de rojo intenso e ideal para colocar en lugares altos, Agaves, o Crásulas de distintos colores.

Alegría de la Casa. Es una planta muy común en los hogares. Ofrece verdes hojas pecioladas con márgenes dentados, producen delicadas flores que puedes encontrarlas en varios colores: rosada, púrpura, violeta, naranja, rojas o blancas. Aunque en exterior es considerada como planta de temporada, en la cocina puedes disfrutar de ella durante años. Requiere riegos frecuentes, y bastante luz solar.

Coleo. Con buen ventanal en donde colocar el coleo, podrás disfrutar de esta hermosa y colorida planta: hojas en las que se combinan distintos verdes, rojos o granates, fucsias y morados; producen alargados racimos de pequeñas florecillas, y precisan de luz solar y riegos espaciados (dependiendo de la época anual), y no admite calor artificial ni zonas de excesiva corriente de aire.

Hierbabuena. Es muy agradable su aroma en la cocina, también la puedes utilizar para condimentar platos, cócteles o infusiones, Se aclimata tanto a lugares soleados como a zonas más sombrías, y precisa de riegos frecuentes.

Perejil. Es una planta de temporada, pero sus pequeñas semillas nacen en pocos días, si colocas la maceta en lugar soleado, y riegas con frecuencia. Es la hierba reina en la cocina por su asiduidad de condimento para cualquier plato y comida. Requiere pocos cuidados, y perfuma la cocina, decorando cualquier lugar de esta.

Helechos. Son las plantas ideales para rincones con poca luz. Necesitan de humedad para mantenerlas con sus originales hojas y espeso follaje. Existen muchas variedades, pero por su tamaño los más adecuados para cocina son: Helecho Nido, Pata de Conejo, o el Espada.

Pon plantas en tu cocina, y en todo tu hogar. Cualquier lugar resulta idóneo, incluso en las paredes con pequeños jardines colgantes. Introducir vegetales te reportan salud, armonía y bienestar.

 

¡Ahora comparte!